La comunidad de Goya compartió una Jornada recreativa con los seminaristas

Interior - 14/11/2019

Organizado por la Pastoral Vocacional de la diócesis de Goya, el domingo 10 de noviembre se llevó a cabo en el seminario interdiocesano “La Encarnación”, de Resistencia, una jornada recreativa de encuentro con los seminaristas que cursan su formación al sacerdocio.


Una delegación de la diócesis de Goya viajó el domingo 10 de noviembre hasta Resistencia, Chaco, para participar de una jornada recreativa en el seminario interdiocesano “La Encarnación”.

 

La actividad, compartida con los seminaristas que se forman camino al sacerdocio, estuvo organizada por la Pastoral Vocacional de la diócesis.

 

El vicario general, presbítero licenciado Juan Carlos López, encabezó la peregrinación y presidió la celebración eucarística. Concelebraron el rector del seminario, presbítero Rubén Taibo, y los presbíteros Jesús Daniel Alarcón y Francisco Adrián Roelly CSR.

 

La jornada formó parte de las propuestas que impulsa la Pastoral Vocacional, en el marco del Año Vocacional Diocesano, invitando a los jóvenes adolescentes a preguntarse, incluso desde la más temprana edad, la posibilidad de la vida sacerdotal o consagrada.

 

Matías Escalante, un joven seminarista oriundo de Mercedes que cursa el segundo año de teología, comentó que esta actividad se realizó por primera vez “para que las comunidades conozcan el seminario” donde se forman los futuros sacerdotes de la región y de esta diócesis en particular.

 

“Fue un día de un compartir fraterno” aseguró y, añadió que “nosotros (seminaristas) habitualmente concurrimos a los hogares donde nos invitan y en este caso seriamos nosotros los que los recibimos para que conozcan un poco más dónde estudiamos”. Para esta jornada, los seminarista prepararon diversas actividades.

 

A su regreso de la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Argentina, el obispo de Goya, monseñor Adolfo Canecin, expresó: “Qué lindo que como diócesis pudieron viajar a visitar a los seminaristas”, al tiempo que recordó su paso por esa casa de formación sacerdotal donde fue rector durante seis años.

 

“Es muy significativa esta visita a los seminaristas”, consideró el prelado, para que la “muchachada”, se sienta “querida, respaldada y acompañada”.

 

Además, alentó a dar continuidad a este tipo de visitas todos los años y resaltó que el seminario es el lugar donde “se forman y disciernen para responder con idoneidad” porque “si no tenemos hoy vocaciones, mañana no tendremos sacerdotes, y sin Eucaristía no hay Iglesia”.

 

El obispo animó a las comunidades, en este año vocacional, a “seguir enfatizando en todos los estados de vida y de manera particular al ministerio sacerdotal” por eso expresó su alegría por esta experiencia que se concretó y abogó para que vaya creciendo año tras año.

 

El actual edificio fue inaugurado el 18 de mayo de 1985 en Resistencia y por estos días alberga a casi 70 seminaristas de las diócesis de Corrientes, Goya, Santo Tomé, Resistencia, Formosa y Reconquista.

 

En el Seminario Mayor, ubicado en Resistencia sobre la Ruta 11 y 25 de Mayo, son ocho años de estudios: el primero es de introducción, el segundo y tercero de filosofía, el cuarto se lo denomina de alternancia ya que se estudia filosofía y se hacen prácticas en una parroquia, y los últimos cuatro son de estudios en teología.