La Justicia puso la lupa en las cuentas del intendente de Tatacuá

Política - 20/05/2019

La jueza en lo Contencioso Administrativo Nº 2 de Corrientes, María Belén Güemes, ordenó al intendente de Tatacuá, Sergio Ramírez, a que remita en un plazo de ocho días informes sobre la falta de respuesta a los pedidos de balances realizados por la concejal opositora, Clarissa Andersson.


Antes fuertes sospechas de manejo irregular de fondos por parte del intendente Ramírez y sus funcionarios, la Justicia provincial actuó favorablemente al pedido de la concejal opositora y puso la lupa en lo que podría derivar en una investigación por delitos de corrupción.


Clarissa Andersson presentó notas pidiendo la información contable del primer y segundo trimestre de 2018 en la comuna de Tatacuá y nómina de trabajadores. Pero hasta el día de hoy, jefe comunal se niega a responder, por lo que la concejal opositora se vio obligada a actuar por las vías judiciales.


“Necesitamos saber cómo se ejecuta el gasto en Tatacuá porque los fondos municipales son de todos los vecinos y tenemos fuertes sospechas de manejo irregulares. Si el intendente tiene todo en orden, debería remitir la rendición de cuentas al Concejo Deliberante”, explicó Andersson.


“La Ley Orgánica Municipal y la Constitución de la provincia de Corrientes obligan al Intendente a tener esa información disponible para toda la comunidad y, es por eso, que se insistió por las vías administrativas, reiterando los pedidos y urgiendo su respuesta”, agregó la edil opositora.


La orden de la jueza Güemes exige el informe al Municipio de Tatacuá, en el plazo de ocho días desde la notificación que el intendente recibió por cédula judicial el pasado 17 de mayo. Ramírez es jefe comunal por el partido Proyecto Corrientes, que es parte de ECO-Cambiemos.

 

 

Clarissa Andersson